• Ya otras compañías de automóviles, entre ellas Porsche, BMW, Volvo, Audi y Jaguar han lanzado modelos similares

  • La nueva suscripción, además del costo de la primer mensualidad, también requiere que los consumidores paguen una tarifa inicial

  • Este “costo de activación de suscripción” tiene un precio de 495 dólares, unos nueve mil 300 pesos

Hoy en día, prácticamente todo se puede obtener con una suscripción. Por supuesto, están los modelos de negocio lógicos de empresas como Netflix y PlayStation, que ofrecen acceso a una colección ilimitada de contenidos. Luego hay proyectos un poco ambiciosos, como la idea de Uber de crear una membresía premium para descuentos especiales en sus servicios. Luego están las ideas más ridículas, como Coca-Cola y su caja de productos con sabores nuevos.

Tiene sentido que el sistema de la suscripción sea tan popular entre las marcas. Y es que para los mismos negocios, no hay ningún pierde en este modelo comercial. De acuerdo con Digital Marketing Magazine, fomenta a una mayor retención de los clientes que ya están dentro de la membresía. FastSpring apunta que también representan un flujo de ingresos más estable. Y de acuerdo con Subscription DNA, permite recolectar muchos datos para tareas de marketing.

Ante estas ventajas, cada vez más empresas están subiéndose a la tendencia de los sistemas de suscripción. Primero fueron las compañías de software, con Microsoft y Adobe dejando de vender sus programas y ahora dándolos en un formato de membresía. Después se sumaron un par de marcas de ropa y productos, con pruebas y descuentos especiales. Ahora, incluso ya es hasta posible tener un auto distinto para todos los días de la semana con un pago mensual.

Nissan lanza un servicio de suscripción para sus coches

De acuerdo con The Verge, éste último es el caso de un nuevo servicio que acaba de lanzar una de las marcas automotrices más grandes del mundo. Nissan presentó su sistema Switch, que es básicamente una suscripción para algunos de sus modelos. En su versión más básica, con un costo de 699 dólares al mes (poco más de 13 mil pesos mexicanos), la gente puede usar autos como Altima, Rogue y Pathfinder con total libertad. Pero esa no es toda la oferta.


Notas relacionadas


El servicio les garantiza que pueden cambiar de automóvil cuantas veces quieran, hasta una vez cada día, a cambio de su suscripción. También se ofrece un plan premium, de 899 dólares al mes (casi 17 mil pesos) que les permitiría acceder a los modelos Leaf Plus, Maxima, Murano y Armada. Por el momento, este proyecto solo está disponible en Houston, Texas. No se tiene claro si está la posibilidad de extender este modelo de negocio a otros mercados y países.

Lo malo de este tipo de proyectos

Como ya se dijo, no es la primera vez que una empresa ofrece un servicio de suscripción que es aparentemente alocado. En julio del año pasado, Amazon lanzó una membresía donde le iba a mandar a sus usuarios una selección de ropa al mes, para que la probaran y decidieran si comprar los artículos. También se llegó a decir que Apple estaba considerando vender iPhones en un modelo de negocio similar. Incluso Walmart llegó a ofrecer paquetes en ropa infantil.

Hay que destacar que hay varios modelos de suscripción en el mercado. Como ya se dijo, hay los que ofrecen a los consumidores descuentos especiales para otros servicios de la marca, al estilo de Amazon Prime. También están compañías que, como LootBox o Humble Bundle, le “regalan” a la gente con una membresía ciertos productos cada mes. Y luego está el modelo que propone Nissan, que solo es una especie de renta continua. Estos últimos son los peores.

En estos esquemas de suscripción, las compañías jamás dejan de ser las dueñas del producto o software en cuestión. Se elimina el sentimiento de propiedad que pueden llegar a tener los usuarios. Mientras se trate solo de una opción más en un modelo de negocio más amplio, no hay ningún problema. Pero si empieza a convertirse en la única forma de tener posesiones, es cuando se mostrará lo peor del sistema. Y es que provocará que la gente no tenga nada suyo.

Regístrate a nuestro newsletter