Una de las grandes ventajas de la inversión inmobiliaria es que es relativamente flexible. No solo es posible comprar una casa con prácticamente cualquier tipo de salario y remuneración. Asimismo, representan una excelente oportunidad para hacer crecer el patrimonio. No solo porque son un proyecto de relativa estabilidad financiera. También es posible incrementar su valor, o el atractivo que puede tener para posibles compradores, con ciertos sencillos arreglos.

En este sentido, comprar una casa puede ser una gran forma de empezar a planificar metas a muy largo plazo. Por ejemplo, cuando las personas se vayan a retirar. Tal es la estabilidad y flexibilidad de los bienes raíces, que incluso las personas más jóvenes pueden empezar a trabajar para comprar una casa para su jubilación. De hecho, según Brenda Howard, Broker de RE/MAX 100 en Aguascalientes, Aguascalientes, la juventud es el mejor tiempo para empezar.

¿Qué puedo hacer desde joven para tener una casa en mi retiro?

La experta de RE/MAX apunta que el tiempo hace toda la diferencia del mundo al tratar de comprar una casa. Asegura que cuando las personas son jóvenes, se puede tener una buena oportunidad de sacar un crédito hipotecario ventajoso debido a las tasas de interés. Además, hay tiempo para reunir los recursos suficientes y desarrollar un buen historial crediticio. Pero la Broker dice que hay más ventajas de empezar a comprar una casa para el retiro siendo joven.

Sin duda puedes considerar la opción de hacer una inversión a largo plazo. Esta será benéfica desde este momento ya que se podrá hacer uso de las casa a parte de la transacción. Ya sea que se quiera poner en renta para poder generar ingresos (con el que incluso se pueda cubrir el crédito) o bien para beneficio propio. Otra forma en la que se puede prever para el futuro sería teniendo un fondo de inversión. Así, el día de mañana, Se puede usar en una propiedad.

Al respecto de ésta posibilidad, la experta de RE/MAX asegura que no es más conveniente que la primera. Apunta que la plusvalía de los inmuebles puede jugar en contra de la gente con el tiempo. Eso sin contar que las tasas de los créditos hipotecarios pueden empeorar dentro de unos años. Por eso, insiste que la mejor opción es empezar en invertir en una casa en cuanto sea posible. Siempre que, claro, se cuente con el apoyo de un agente inmobiliario.